Deutsch - English

Consigue suceder de acuerdo a la palabra de Dios

12 sep 2019

Porque ninguna cosa será imposible para Dios.

Lucas 1,37 (RVR1977)

La Palabra de Dios es poderosa y fuerte, y cuando una vez liberado, entonces esa palabra será válida para siempre, no importa quién la acepte ni cuando, porque su palabra NUNCA será impotente !

¿Qué significa esto?

Esto significa que no importa dónde estés, no importa lo que hagas, lo enfermo, lo pobre , e infeliz o miserable que estés ahora . La Palabra de Dios tiene el poder de ayudarte a salir de ese agujero en el cual estas, tan pronto como estés listo, y cuando tu aceptes la palabra, dejas que el poder entre en ti y tu vida.

Precedentemente yo siempre he pensado que Dios eligió a María sin tomar en cuenta su fe. Sin embargo, esto puede no haber sido así, porque la enseñanza de Jesús, ya iniciado en el seno materno, dice que la fe de María era necesaria!

Ella era una mujer de fe - esto significa que ella no presto atención a las circunstancias, no escucho a lo que decían los demás, ni  lo que había aprendido o  lo que les enseñaba en las teorías... Ella tenía fe en dios el momento en cual él dijo su palabra.

El ángel le anuncia que está embarazada, a pesar de que todavía es virgen y de que va a dar a luz al Hijo de Dios, y todo lo que ella tenía que decir es “... hágase en mí según tu palabra! "

¡Esa es la fe! Y por la fe, abrió las puertas para que la promesa de Dios entrara.

No es la culpa de Dios que aún no hayas recibido ayuda en algunas áreas de tu vida. Dios ha liberado Su Palabra, y ahora te toca a ti a creer que no haya palabra de Dios que no tenga fuerza, y luego decir “... hágase en mí según tu palabra “.

No te dejes engañar por tus circunstancias, sino vive por encima de ellas, en un espíritu que te hace receptivo a las promesas de Dios.

Dios quiere la salvación (el poder que te completa) y luz para ti. Está dispuesto a dejar que la palabra  de Dios actúe en tu vida!

Nada de lo que Dios te ha dicho o prometido en Su Palabra, es imposible para ti de recibir, no importa en la situación en la que estés!

Otro puede tal vez estar más cerca de dichas promesas que tu, si es en la curación, el éxito, la alegría, la paz... Pero no importa lo alejadas que te parezcan estar, tú prepárate para recibir hoy. No hagas caso de todas tus circunstancias, tus experiencias, mensajes, nuevas investigaciones u otras cosas que digas que son  imposibles, y a pesar de todas estas cosas, ponte en una posición alta diciendo:

"No importa cuáles sean las circunstancias, hágase en mí según tu palabra " (Lucas 1:26-38)